Montacargas o Ascensor, ¿en qué se diferencian? – Aicon
Diferencias entre Montacargas y Ascensores

Los montacargas y los ascensores, a pesar de ser dispositivos semejantes, no comparten el mismo fin. Vamos a ver cuáles son las principales diferencias entre montacargas y ascensores.

 

¿Qué diferencia hay entre un montacargas y un ascensor?

 

Una de las principales diferencias entre un montacargas y un ascensor, es que los primeros están diseñados para transportar mercancías, y el segundo, es apto para transportar tanto mercancías, como personas.

Como norma general, un montacargas, por ley, solo puede transportar y desplazar mercancías ya que no cuenta con los mismos elementos de seguridad que cuenta un ascensor como son el techo, la cabina, o paneles laterales. Sin embargo, existen montacargas o ascensores de velocidad reducida que sí que permiten el desplazamiento y transporte de personas siempre que cumplan los requisitos en la normativa vigente.

Otra de las principales diferencias entre un montacargas y un ascensor es su velocidad de desplazamiento. La velocidad de un montacargas es de 0.15m/s, mientras que un ascensor suele ser de 0,7m/s.

Otra diferencia entre los montacargas y los ascensores, es que los ascensores pueden alcanzar alturas mucho más altas. Por ejemplo, un montacargas puede alcanzar máximo 6 plantas, mientras que un ascensor no tendría ningún límite.

Además, en los montacargas no es obligatoria la instalación de un teléfono de emergencia, mientras que en un ascensor sí lo es. También hay diferencia a la hora de las revisiones que marca la ley. En el caso de los montacargas, la revisión puede hacerse de manera trimestral, mientras que en los ascensores lo hacen de manera mensual.

En el diseño también encontramos diferencias entre montacargas y ascensores. Un ascensor está más personalizado, con acabados más ajustados, mientras que un montacargas consta de una cabina en acero inoxidable con botonera simple.

El tamaño del montacargas es más pequeño que el de un ascensor y más sencillo. Además, no es necesario foso ni hueco para su instalación, al contrario que un ascensor, que requiere también de una sala de máquinas. Por esto mismo, es más sencillo instalar un montacargas que un ascensor.

En conclusión, la diferencia más importante reside en el transporte de personas, prohibido en los montacargas, que solo es apto para mercancías.

 

Uso del Ascensor como Montacargas

 

¿Cuándo es mejor instalar un montacargas en casa en lugar de un ascensor?

 

Gracias a que los montacargas se pueden diseñar a medida, se pueden instalar cuando no hay mucho hueco o incluso cuando un ascensor convencional no tiene espacio. Tan solo se requiere 1 metro en un lado y es suficiente para su instalación.

De esta manera, en viviendas cuyos habitantes tienen movilidad reducida se recomienda su instalación para salvar las plantas. Gracias a los montacargas pequeños podemos hacerlos. Son igual de cómodos, seguros y con un mantenimiento más asequible.