Tipos de ascensores en el mundo - Aicon Elevadores

Tipos de ascensores en el mundo

El ascensor es uno de los inventos más importantes de la historia. Por ejemplo, cuando se construyó el primer ascensor, fue un invento revolucionario que cambió la forma de construir los edificios. Esta guía presenta los tipos de ascensores y la tecnología de los mismos.

Los ascensores constituyen una parte indispensable de la infraestructura de transporte vertical de los edificios modernos de baja y gran altura. En su función principal, los ascensores son una alternativa cómoda al uso de las escaleras. En el interior de la cabina hay mandos que permiten a los pasajeros seleccionar la planta a la que desean viajar, guardar sus distintas pertenencias durante el viaje, si es necesario, y mantener una pequeña charla con el operador.

Indice:

¿Cuáles son los ascensores más comunes?

Los tipos de ascensores más comunes son los de carga y los de pasajeros. La diferencia entre ambos tipos es que mientras los ascensores de carga pueden transportar cualquier cosa, los ascensores de pasajeros se utilizan principalmente para el transporte vertical de personas con cabinas de capacidad variable, desde 6 hasta más de 50. Además, los ascensores de pasajeros están equipados con una puerta de acceso a la cabina, dispositivos de emergencia y puerta de servicio en caso de avería. Los ascensores de pasajeros son los más flexibles, rápidos, cómodos y seguros. Los ascensores para pasajeros se dividen en tres tipos: de tracción hidráulica, de cable y de tracción mecánica. Si tienes un elevador de seguro necesitas un mantenimiento de ascensores con profesionales, para esto te recomendamos un servicio especializado con Aicon Elevadores, técnicos con más de 30 años de experiencia en el mercado.

¿Qué tipos de ascensores existen en el mundo?

– Ascensor combinado: Es el tipo más común de ascensor. Este ascensor tiene dos cabinas, una encima de la otra. Una cabina tiene capacidad para más personas que la otra, por lo que se utiliza para que viajen más personas a la vez. La cabina más pequeña se utiliza para emergencias o para momentos de menor afluencia.

– Ascensor de cabina: Este tipo de ascensor es como un teleférico, en el que las cabinas discurren a lo largo de un cable y se elevan hasta su destino mediante un sistema de cables. Suelen utilizarse en edificios muy altos o en montañas con fuertes pendientes. En realidad son versiones pequeñas de los ascensores combinados, pero no necesitan tanto espacio y pueden instalarse en lugares donde no hay espacio suficiente para dos cabinas superpuestas.

– Ascensor de exprés: Otro tipo de ascensor es el llamado «exprés», porque sube y baja rápidamente sin detenerse en cada planta como hacen los ascensores normales. Suelen utilizarse en edificios grandes en los que hay muchas plantas y la gente necesita desplazarse rápidamente entre ellas sin tener que esperar demasiado tiempo en cada planta del trayecto (como en un edificio de apartamentos).

– Ascensor de dos pisos: Este ascensor tiene dos pisos, de modo que los pasajeros pueden subir a cualquiera de ellos. Se suele utilizar en centros comerciales u otros lugares donde hay muchas paradas en diferentes plantas. Las cabinas se sitúan una al lado de la otra, de modo que se puede subir o bajar por cada lado de forma independiente.

– Ascensor hidráulico: Estos ascensores utilizan la presión del agua para subir y bajar personas entre pisos. Puede encontrarlos en la mayoría de los edificios que tienen más de un piso. Los ascensores hidráulicos también se utilizan en los edificios altos, como los rascacielos. Pueden encontrarse en edificios de oficinas y hoteles.

– Ascensores de contrapeso: Utilizan cuerdas y contrapesos para ayudar a levantar las cabinas. El contrapeso ayuda a compensar el peso de la cabina para que no se caiga si la cuerda se desgasta o se rompe. Este tipo de ascensor se utilizó en muchos edificios altos hasta alrededor de 1900, cuando fueron sustituidos por ascensores de vapor.

– Ascensores eléctricos: Funcionan con electricidad en lugar de vapor o hidráulica como los modelos anteriores; sin embargo, siguen utilizando poleas para los sistemas de frenado en lugar de cables como los modernos porque los frenos de cable habrían sido demasiado caros para la mayoría de la gente en ese período de tiempo debido a su coste en comparación con el uso de poleas en su lugar.

– Elevadores de carga: Los ascensores de carga se utilizan para transportar cargas pesadas, como muebles o electrodomésticos, entre las plantas de un edificio de oficinas o un almacén. Suelen ser mucho más grandes que los ascensores de pasajeros porque tienen que ser capaces de soportar grandes cantidades de peso sin que se dañen por los impactos de esas cargas contra las paredes de sus huecos durante los transportes entre plantas.

– Ascensores de contrapeso: Funcionan con dos cables -uno fijo y otro móvil- que están unidos a una cabina de ascensor y un contrapeso (el peso) en el lado opuesto del sistema de poleas de cada cable (que suele estar situado por encima del suelo). El cable móvil sube o baja por su sistema de poleas según sea necesario, mientras que el contrapeso ofrece resistencia para evitar que se sobrepasen los pisos deseados.

¿Cuáles son los principales tipos de ascensores?

Hay tres categorías principales: de tracción, hidráulicos y de cable. Los ascensores de tracción son los más comunes, porque utilizan el peso de la cabina para moverla. También, los ascensores hidráulicos utilizan fluido hidráulico para mover la cabina hacia arriba o hacia abajo. Los ascensores de cable utilizan un bucle continuo de cuerda de acero llamado cable para mover la cabina hacia arriba o hacia abajo. Recuerda que para un óptimo funcionamiento, es esencial realizar un mantenimiento de ascensores con un equipo especializado como Aicon Elevadores.

Los ascensores de tracción suelen utilizarse en edificios de gran altura, ya que pueden ser muy potentes: algunos pueden levantar hasta 50 toneladas. Este tipo de ascensor se utiliza a menudo en edificios altos porque necesita menos mantenimiento que otros tipos de ascensores. Los ascensores hidráulicos y de cable se suelen utilizar en edificios de poca altura y en viviendas porque son más pequeños que los de tracción.

También hay ascensores verticales que utilizan la energía del viento en lugar de la electricidad o la hidráulica para mover una cabina de ascensor hacia arriba y hacia abajo. Suelen encontrarse en la parte superior de los edificios altos, donde no hay mucho espacio para un hueco de ascensor tradicional, pero hay suficiente viento para alimentar un método alternativo como éste.

Tipos especiales de ascensores

  • Montacargas: Estos tipos de ascensores se utilizan normalmente en edificios comerciales y están diseñados para trasladar materiales -no personas- verticalmente entre los pisos de un edificio. Pueden funcionar con electricidad o con sistema hidráulico.
  • Escaleras mecánicas: Estos tipos de ascensores se utilizan normalmente en edificios públicos, como centros comerciales y aeropuertos, y están diseñados para trasladar a las personas lateralmente dentro de esas estructuras; por ejemplo, de una planta a otra planta al mismo nivel que la planta baja (lo que se denomina una escalera mecánica «ascendente»). Pueden funcionar con electricidad o hidráulica.
  • Ascensores aéreos: Estos tipos de ascensores se utilizan normalmente en las zonas de esquí porque permiten a los esquiadores y snowboarders acceder a las laderas de las montañas sin tener que subirlas primero (y luego volver a bajarlas). Pueden funcionar con electricidad o hidráulica.

En la era de la modernización, los ascensores se han convertido cada vez más en una de las partes esenciales de la infraestructura de un país. Un ascensor puede llevarle a lo alto de un rascacielos o a lo profundo de un complejo subterráneo en cuestión de segundos. Hay varios tipos de ascensores, y la aparición de novedades ha dado lugar a nuevos conceptos de ascensor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.